Ante una gran concurrencia de vecinos, el intendente Miguel Lifschitz, junto al gobernador Hermes Binner, inauguró los trabajos de remodelación de la avenida San Martín, en el tramo comprendido entre bulevar 27 de Febrero y bulevar Seguí.

El acto tuvo lugar en la intersección de San Martín y Ayolas y contó con la presencia de artistas callejeros y la presentación de diversos espectáculos musicales que le dieron un imponente marco a las nuevas obras que generarán un alto impacto en el populoso corredor vial y centro comercial del distrito sur.

El ministro de Gobierno y Reforma del Estado, Antonio Bonfatti; el secretario de Gobierno, Fernando Asegurado; el coordinador de Gabinete, José León Garibay; el secretario de Obras Públicas, Omar Saab, las diputadas nacionales Mónica Fein y Alicia Ciciliani, el senador departamental Juan Carlos Zabalza y el director del CMD Sur, Gerardo Grieco, entre otros funcionarios, también estuvieron presentes.

"La ciudad avanza y progresa, pero Rosario sigue manteniendo los vínculos de afecto que se generan en los barrios, esa forma de estar cerca entre la familia y los vecinos, y eso es algo irremplazable que no se debe perder", fueron las primeras palabras de Lifschitz, al tiempo que agregó que “hay que seguir trabajando para que Rosario siga progresando, para que cada uno de los barrios y los centros comerciales tengan identidad, sean atractivos para quienes viven allí, pero también para el resto de la ciudad y para el turismo".

En otro momento de su alocución, el intendente manifestó que “hoy tenemos una avenida San Martín en sintonía con esta Rosario que avanza y que progresa, y como se merecían los vecinos y los comerciantes de la zona sur", indicó el intendente, a la vez que se refirió a otras iniciativas para esa parte de la ciudad, como la Biblioteca del Bicentenario, los avances en el Parque Yrigoyen y un proyecto de transporte que tendrá a la avenida San Martín como escenario principal, con tranvías modernos que recorrerán la ciudad de norte a sur.

Por su parte, Binner sostuvo que “hace cuatro años decíamos que era necesario poner a la ciudad de Rosario y a la provincia de Santa Fe hacia un mismo lado, y eso es lo que estamos haciendo. Esta obra es demostración de lo importante que es trabajar todos juntos”.

El gobernador también anunció el compromiso del gobierno provincial para la renovación de la avenida San Martín en el tramo comprendido entre Batlle y Ordóñez y avenida de Circunvalación, obra que se licitará el 6 de octubre, el mismo día que se abrirán los sobres para remodelar avenida Rivarola, en el sector comprendido entre Provincias Unidas y Camino Límite del municipio. En el mismo sentido, anticipó que el 17 de octubre también se abrirán los sobres correspondientes a los trabajos de avenida Ovidio Lagos, los que suponen construir una autovía en el tramo de 2 kilómetros que va del puente sobre el arroyo Saladillo hasta la intersección con la avenida Circunvalación.

Finalmente, el presidente de la Asociación de Comerciantes e Industriales de la zona sur, Daniel Giribone, se mostró agradecido por las obras que “enaltecen y levantan la zona como jamás se había pensado, y esto nos convoca a todos para adecuar las instituciones y comercios al mismo nivel de jerarquía que estos trabajos”.

Luego de las palabras de las autoridades, se distinguieron a comercios e instituciones tradicionales de la zona sur como Supermercado La Reina, pizzería Santa María, los clubes Central Córdoba y Calzada, Óptica López, calzados Desilú, y Bar El Lido, entre otros, y más tarde se realizó una recorrida desde San Martín y Ayolas hasta el cruce con calle Amenábar y, a la vuelta, se puso en funcionamiento la restaurada fuente de agua ubicada sobre calle Ayolas, donde se presentaron espectáculos musicales para todos los vecinos que concurrieron al lugar.

Participaron de la ceremonia, la banda infanto juvenil del CMD Sur, alumnos del colegio Coronel Manuel Dorrego y el club de autos antiguos de Rosario.

Los trabajos mejoran las condiciones de seguridad vial y peatonal, la circulación y transitabilidad para el estratégico corredor centro-sur, que alberga a la par a uno de los centros comerciales a cielo abierto más grandes y concurridos de la ciudad. De este modo la obra beneficia directamente a automovilistas, vecinos, transportistas y comerciantes.

Los trabajos en calle San Martín comenzaron el 16 de febrero de este año y se enmarcan en un proyecto que estableció la reconstrucción a nuevo de las calzadas a lo largo de más de 1.300 metros, además de obras complementarias en veredas, semaforización e infraestructura urbana. Las tareas estuvieron a cargo de la empresa Rava SA y demandaron una inversión de $11.080.503.

La iniciativa contempló la ejecución de cunetas de hormigón, el bacheo de todo el tramo y la posterior colocación de carpeta asfáltica de 5 centímetros de espesor. Además, se incorporaron dos nuevas intersecciones semaforizadas en las esquinas de Virasoro y San Martín, y Gálvez y San Martín.

También se procedió a la demolición de cordones de hormigón armado, retiro de cordones de granito, retiro y/o reubicación de columnas y postes, y ejecución de rampas de hormigón raspinado, bacheo de veredas, sellado de juntas y obras de semaforización, y la construcción de dársenas de hormigón de 5,10 metros de ancho y 30 metros de longitud aproximadamente en concordancia con las paradas del transporte público de pasajeros ubicadas en la traza. Se efectuaron además algunas correcciones altimétricas de la línea de cuneta para mejorar las pendientes longitudinales.

Además, en los tramos donde no fue necesario realizar correcciones altimétricas, se procedió a retirar el granito y la cama de arena para la posterior ejecución de las cunetas. En el caso de las correcciones del nivel de suelo que no cumplían con la condición enunciada se demolió la sub-base superior de hormigón y se reconstruyó adecuando su cota como para poder efectuar la corrección aludida. Los trabajos previeron la extracción y retiro de adoquines, incluido cama de arena, demolición y retiro de sub-base superior, reconstrucción de sub-base superior y construcción de cunetas.

Además, a la remodelación de dicha avenida se le sumó la repavimentación completa de las calles Amenábar, Gaboto y Rueda entre Maipú y San Martín. Estas calzadas se encontraban parcialmente deterioradas por la gran circulación vehicular y deterioro del tiempo.