Binner señaló que "el crecimiento del populismo no es bueno para ningún país en el mundo. No hay hecho de populismo en el mundo que haya significado un avance cierto, real y constructivo de un país mejor".

En ese marco, indicó que "aunque usted viva en un rancho, le pueden dar una cocina nueva y eso le parece un avance pero el populismo no ayuda a crecer a nuestro pueblo".

El gobernador santafesino también cuestionó, en diálogo con radio LT8, la actitud del gobierno "en lo económico de negar la realidad. No nos deja bien pintado en ningún lado que ninguno de los 40 millones de argentinos creamos en lo que dice el Indec".

"Hoy tenemos una situación compleja. La pila de dinero que está en el Banco Central va bajando en tanto vamos cubriendo un dólar para que no se mueva. Se genera un problema serio cuando se toman créditos que no se destinan a inversiones serias", añadió.

Por otra parte, aseguró luego a radio El Mundo que desde el FAP "de ninguna manera vamos a apoyar una reforma que plantee la re-reelección, hay que permitir la rotación de los cargos y que no se consoliden a través de los años porque atenta contra la democracia".

"No me extrañaría que esto sea lo que quiere el Gobierno", añadió y aclaró que "no porque venga desde el oficialismo no lo vamos a apoyar. No es blanco o negro sino lo que sea mejor para los argentinos".

El dirigente socialista resaltó que "los sistemas parlamentarios son más atractivos. Los que apoyan el parlamentarismo rescatan el caso alemán, pero hay que ver el tema de la transición de un sistema a otro que es la parte más compleja por nuestra costumbre democrática".