Más de tres horas duró una una reunión clave, en Paraná, donde autoridades del municipio santafesino, del paranaense, de ambas gobernaciones y funcionarios del gobierno nacional (Ministerio de Transporte y Vialidad Nacional) se pusieron de acuerdo y definieron la traza definitiva que va a tener la nueva conexión vial entre Santa Fe y la vecina ciudad.

Desde Paraná hacia Santa Fe, la traza acordada comienza en la circunvalación de esa ciudad; luego va por el cruce del cauce principal del río, cerca del túnel subfluvial; toma la ruta 168, cruza el río Colastiné y, ya pasando Colastiné Sur, hace conexión hacia el canal de acceso al Puerto (cruce sobre el que aún debe definirse si va mediante puente elevadizo); cerca está el acceso a la futura reubicación del Puerto local.

La traza sigue con el cruce del río Santa Fe (o canal de derivación sur) para después tomar la Av. de la Constitución Nacional (cerca del Parque de la Constitución), o Circunvalación sur. Y de allí se podrá conectar con el sistema de autopistas.

Se estima que para mediados del año próximo estará licitanda la nueva conexión. La inversión global está estimada entre los 600 y los 800 millones de dólares. Será ejecutada en al menos 4 años mediante el mecanismo de Participación Público-Privada. Este sistema consiste en que al financiamiento para la obra lo realizará un privado, que luego recuperará esa inversión: la mayor parte por una devolución del gobierno nacional, pero también por el uso (como el cobro de peaje), que sería coordinado con el actual peaje del túnel subfluvial.

Con el nuevo puente todo el tránsito pesado pasante pasará por este trayecto de la circunvalación sur, y ya no atravesaría Av. Alem y 27 de Febrero. No obstante, también será una opción rápida para el tránsito liviano, de una ciudad hacia la otra y viceversa.

“Todo se contempló”

“Hoy es un día histórico para la ciudad y la región. Se ha escuchado nuestro pedido respecto de las necesidades urbanísticas y otros puntos críticos, como el puente Carretero y la futura relocalización del Puerto. Se incluyeron los pedidos de los paranaenses y de todos los entrerrianos”, ponderó el acuerdo por la traza el intendente José Corral, que dio el anuncio en conferencia. “Es una gran obra, generará mucho trabajo; estamos hablando de entre 600 y 800 millones de dólares”.

Ya se está trabajando en las alternativas del proyecto ejecutivo para la licitación, con la traza definida y acordada, adelantó el primer mandatario. “Ahora algunos tramos de la obra entran en ese proyecto ejecutivo. De hecho, hace pocos días se terminó de definir el lugar exacto de la ubicación del puente en el cauce principal. Es una tarea de ingeniería complejo, llevará algunos meses más” terminar el proyecto.

Habrá una nueva reunión en diciembre para tener afinados aspectos técnicos sobre, por ejemplo, los cruces del riacho Santa Fe o del canal de acceso al Puerto. “Hay distintas alternativas de puentes móviles o puentes fijos, y respecto de las alturas se hará en diálogo con las autoridades del área de Vías Navegables”, agregó el intendente.

Corral insistió en dimensionar la obra: “Hay que remontarse a aquel acuerdo de Uranga-Sylvestre Begnis para mensurar esta conexión en toda su trascendencia, pues tendrá un impacto sumamente positivo en la vida de miles de personas. Estamos hablando de una obra que atravesará todo el valle del río Paraná”.

“No sólo estuvo previsto el transporte, sino también las necesidades de crecimiento urbano de ambas ciudades. Nos parece que es la mejor de las trazas, que además considera cómo la ciudad se prepara para eventuales crecidas de los ríos”, explicó.

Fuente: ellitoral.com