El ex gobernador de la provincia de Santa Fe, Hermes Binner, confirmó que se ofreció como colaborador del flamante mandatario provincial Antonio Bonfatti en la nueva gestión.

El líder del Frente Amplio Progresista puso a disposición del nuevo gobierno su experiencia en cargos ejecutivos -cuatro años como gobernador y ocho como intendente de Rosario-, bajo la condición de hacerlo "ad honorem".

"Puse como condición que no quería ninguna remuneración por esa actividad", declaró Binner, y completó: "Con esa condición, si cree oportuno que lo puedo ayudar, (lo haré) con todo gusto".

Sobre las tareas que tendría asignadas el mandatario saliente, estimó que "podría ayudarlo en Buenos Aires o en alguna actividad  internacional", pero aclaró: "El gobernador es Bonfatti y yo no tengo ninguna atribución. De ninguna manera mi intención es la de tomar alguna decisión que no me corresponda".

"Estamos dispuestos a ayudar en todo lo que sea útil y posible", resumió el dirigente del Frente Amplio Progresista.