La situación más complicada se produce en el departamento Victoria, aunque el fenómeno afecta a toda la costa del río Paraná. Un panorama similar se observa en la provincia de Santa Fe. Sin embargo, los productores aclaran que la cantidad de hacienda en estas tierras ha disminuido drásticamente desde 2007.

Decenas de islas e islotes bajos ya se encuentran anegados y eso obligó a los productores ganaderos a retirar los animales ante el temor de quedar aislados y sin posibilidad de alimentación.

Esa situación se produce en los departamentos La Paz, Paraná, Diamante, Victoria, Gualeguay e Islas y los productores advierten que este es el comienzo de la etapa de evacuación de hacienda, a pesar de que no se augura una crecida tan importante. De hecho, las islas altas están más cubiertas y aquellos que tienen su ganado allí conservan todavía un margen para observar la evolución de la crecida antes de tomar una decisión definitiva.

Un panorama similar se observa en la provincia de Santa Fe, donde día a día aumenta el movimiento de ganado y las autoridades ya han advertido a los automovilistas que circulen con precaución ante el creciente movimiento de camiones de traslado.

Los productores de las islas más bajas del Delta entrerriano –especialmente en el departamento Victoria– ya comenzaron el retiro masivo de sus animales hacia la costa. Según estimaciones de la Federación Agraria de Entre Ríos y del Servicio Nacional de Sanidad Animal (Senasa), allí pastan unos 40 mil cabezas de ganado.

De todas maneras, la cantidad de hacienda en estas tierras ha disminuido drásticamente desde 2007. En ese entonces había alrededor de 230 mil animales, dos años después el número había descendido a 140 mil y este año la cantidad volvió a caer.

Creciente. En el caso del departamento Victoria, tiene islas bajas que son las primeras que se inundan cuando se produce una creciente. En tanto, aquellas que se encuentran más elevadas no tendrán inconvenientes e inclusive las lluvias que se esperan para la primavera servirán para reverdecer los pastos.

De acuerdo con las estimaciones del Instituto Nacional del Agua (INA), el río Paraná continuaría con su nivel ascendente en los próximos días, ya que en los meses de invierno se registraron lluvias superiores a los normales en el extremo sur de Brasil y el norte del Litoral y durante la primavera se inicia el período de precipitaciones en la región.

Así, se espera que los caudales a la entrada del río tengan valores superiores a los normales, mientras que en el tramo inferior del río y en el Delta los niveles se mantendrían por encima de los corrientes. En La Paz, por caso, se espera que el río crezca 8 centímetros para el 10 de septiembre, hasta alcanzar una altura de 5,24 metros; mientras que en Victoria el alza sería de 12 centímetros, llegando a 3,90 metros.

Cuadro de situación

Se están retirando animales en toda la zona de islas desde La Paz hacia el sur de la provincia porque ha llovido mucho en el sur de Brasil y no se sabe qué impacto tendrá eso en el río Paraná”, explicó el dirigente de la Federación Agracia de Entre Ríos Alfredo Bel.

El año pasado el Gobierno provincial decidió dar por finalizados los contratos del alquiler de los lotes fiscales en el humedal para el pastoreo que estaban vigentes desde 2007 y por eso hubo un movimiento de animales. De las 117 mil hectáreas de tierras fiscales que estaban ocupadas por particulares, casi el 70% pertenecen al departamento Victoria, por lo que la Municipalidad intervino para que se volvieran a arrendar.

Bel explicó que “Entre Ríos comparte todo un complejo de islas e islotes con Santa Fe y Buenos Aires y a veces se producen incursiones de productores de otras provincias” y agregó que “hay algunas que son fiscales, otras que son privadas y otras que están en conflicto judicial, pero todas se utilizan para actividades agrícolas y ganaderas”. Este asunto es parte de una discusión pendiente entre el Gobierno y la Federación Agraria respecto de una nueva ley de arrendamiento.

40.000 cabezas de ganado había en las islas del departamento Victoria antes de que comenzara la evacuación hace algunas semanas.

Fuente: El Diario