Comenzó esta tarde el paro de la conducción del Sindicato Único del Personal de Aduanas (Supara), que lidera Carlos Sueiro, ya que el ministerio de Trabajo no dictó la Conciliación Obligatoria.

Según los gremialistas, el paro se desarrollará en más de 30 aduanas de frontera, incluyendo aeropuertos, puertos y hasta puentes internacionales por donde en esta época pasan los turistas argentinos. Es de esperar que la medida de fuerza provoque fuertes demoras y complicaciones.

Un comunicado de Supara indicó que la protesta fue aprobada por el plenario nacional de delegados y que se aplicará a pesar de "los esfuerzos realizados por los trabajadores privilegiando el diálogo y la paz social" y "los pasos recorridos por el gremio en la búsqueda de una solución racional".

"Esa situación se planteó a partir de la aplicación de la Resolución 455/11 de la AFIP. Un reciente encuentro de la Comisión de Conciliación del Convenio Colectivo de Trabajo que integra el gremio y el sector oficial, se había comprometido a reconocer el diálogo como la mejor herramienta de resolución de conflictos y a suspender temporalmente esa Resolución", afirmó el gremio en el documento de prensa.

Los sindicalistas indicaron que, de manera unilateral, "se desistió del compromiso, generando de hecho, una situación de conflicto".

La huelga se realizará "en rechazo al cambio del horario y la extensión de las horas de labor" en las aduanas del país, incluidos puertos, aeropuertos y pasos internacionales.