En abril de2011, el gobierno de Cristina encontró en ‘Transix, Mediciones y Mercado’, una consultora de origen uruguayo, a la empresa  que proveerá 2 mil people metters (medidores de audiencia,) software y capacitación (compra de un producto llave en mano) para medir el rating de los Canales de  TV abierta (analógica y digital), de la TV satelital y de la TV por cable.

Con los mencionados elementos, cuyo costo no ha sido dado a conocer por las autoridades nacionales pero se estima en más de US$ 3 millones,  funcionará la medidora cautiva del gobierno que se lama “Laboratorio de Análisis Social de la Ciudadanía Audiovisual” y que operará en la órbita de la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM).

Según se sabe, a principios de noviembre la Oficina de Servicios para Proyectos de Naciones Unidas (UNOPS) difundiría  la información sobre el contrato que se firmó en UNOPS entre el Rectorado de la UNSAM y Transix (Mediciones y Mercado), según el cual la universidad actúa como representante del Gobierno. 

Dicho contrato celebrado hace apenas 15 días atrás determina  que en el plazo de 20 días se llevará a cabo una prueba piloto. Asimismo en 170 días se implementará todo para que las mediciones puedan empezar a hacerse en abril de 2012.

El ámbito geográfico abarca el área metropolitana, Ciudad Autónoma de Buenos Aires y los diferentes partidos del Gran Buenos Aires (al igual que IBOPE).

Antecedentes de Transix:

Cuando IBOPE ingresa a cada país no lo hace solo sino que la multinacional brasilera aporta la tecnología (el software que es su patrimonio fundamental para realizar las mediciones) y se asocia con una empresa local que tenga la experiencia necesaria en la misma. Así hizo en la banda oriental con los actuales dueños de Transix, Mediciones y Mercado.

Quiere decir que los dueños de la medidora de audiencia que ganó la licitación del gobierno argentino eran socios de IBOPE Uruguay.

Estos uruguayos dejaron de ser socios de IBOPE Uruguay cuando la multinacional brasilera comprobó que habían filtrado datos de audiencia a terceros ajenos a la empresa, lo cual motivó diversas demandas que aún estarían en curso.

Escaso tiempo después, los expulsados de IBOPE se pusieron por su cuenta con la empresa Transix, Mediciones y Mercado, que solo mide a uno de los canales de TV de Uruguay.

Porqué Transix:

El motivo por el cual a la licitación solo se presentara Transix se desprende del pliego de licitación y radica en:

La medición de audiencia la llevará a cabo la Universidad Nacional de San Martín. No la hará Transix, Mediciones y Mercado, que solo se limitará a venderle al gobierno los equipos, el hard y el software para realizarlas.

Por este motivo solo se presentó a la licitación una empresa muy pequeña como la oferente que de esta forma hace un excelente negocio para sus dueños pero ninguna medidora seria de audiencia a nivel internacional que nunca entregaría su know how y credibilidad que forma su patrimonio más importante.

Fuente: Urgente 24