Toner sostuvo que  ambos países “ciertamente comparten una fuerte historia de cooperación, y esperamos construir sobre esa historia de cooperación hacia adelante y profundizar nuestra asociación”.

A la vez remarcó que "no estamos castigando a la Argentina. Lo que diría es que el gobierno de los Estados Unidos alienta a la Argentina a resolver sus reclamos dentro del Ciadi, así como a tomar los pasos necesarios para normalizar total y completamente las relaciones con sus deudores", indicó el vocero del Departamento de Estado, Mark Toner.

Toner recordó que la Argentina tiene que normalizar sus relaciones con los acreedores públicos como el Club de París y privados, los bonistas que quedaron fuera del canje.

El encuentro de Cristina y Obama se desarrolló después de que ambos presidentes concluyeran su participación en la Cumbre del G-20, que se llevó a cabo en la ciudad turística de la Riviera Francesa la semana pasada.

Ambos presidentes "se comprometieron en la reunión a relanzar la relación entre los dos países", dijo entonces el canciller argentino, Héctor Timerman.

Durante la reunión, Obama le agradeció a Cristina "haber aceptado el encuentro" que él le había solicitado y le dijo que "era necesario fortalecer la relación entre los dos países, tener una discusión franca y encontrar soluciones a todos los temas para superar los problemas e inconvenientes que existieron".

Cristina, por su parte, le había transmitido a Obama su decisión de trabajar a favor de "fortalecer los vínculos entre Argentina y EEUU" y que era necesario evitar que "lobbistas que en muchos casos ni siquiera residen en Estados Unidos interfieran en la relación", en referencia al lobby que desarrollan fondos buitres en contra del país.